Los Mejores Discos de 1997

Lentamente acercándonos al final de esta década tan particular para la movida pesada, empezaban a aparecer muchos exponentes de diferentes corrientes ya establecidas. El Power Metal y el Symphonic Metal comenzaban a pegar fuerte a nivel mundial, como verán representado en este listado. También momentos extremos, industriales, heavy tradicionales, góticos, ¡para todos los gustos!

Antes de comenzar, puedes repasar nuestros anteriores listados donde encontrarás un enorme archivo de discos fundamentales de cada año:

➡️ Década de 1970

1970-1973

1974-1976

1977-1979

➡️ Década de 1980

19801981198219831984

19851986198719881989

➡️ Década de 1990

1990199119921993

199419951996

➡️ Década de 2000

2000 2001 2002 2003

200420052006 – 2007

20082009

➡️ Década de 2010

2010201120122013

2014201520162017

20182019

➡️ Los Mejores Discos de 2020


STRATOVARIUS « Visions »

Por Alejandro Melgar

Lanzamiento: 28.04.1997Sello: NoiseGénero: Power Metal

Puede ser bastante debatible el hecho de que “Visions” sea uno de los mejores discos en la historia del Power Metal. En mi caso si no es el mejor, pega en el palo. Lo que lograron Timo Tolkki y los suyos en 1997 supone una clase de excelencia en la materia, lo cual es más valorable aún cuando apenas un año antes el grupo venía de un excelente predecesor con “Episode” (1996), (y que después seguirían con “Destiny” (1998), otro gran clásico).

Lo cierto es que la madurez compositiva en “Visions” hace de este un disco indispensable para fans del género y un contenedor de hits y clásicos eternos que hasta el día de hoy suenan en cualquier show de banda tributo o acto local que rinda homenaje en algún encore. Es imposible pensar en esa trifecta de arranque que es “The Kiss of Judas” – “Black Diamond” – “Forever Free” y no emocionarse. Y todo lo que viene después, ni les digo.

Tracks obligatorios:  The Kiss of Judas, Black Diamond, Forever Free, Visions (Southern Cross)


RHAPSODY « Legendary Tales »

Por Sergio Mejía

Lanzamiento: 27.10.1997Sello: Limb MusicGénero: Symphonic Power Metal

1997 era una buena época para el metal en general, las bandas de Doom/Death y de Power Metal estaban en su total apogeo y la calidad con las que sacaban discos y aparecían nuevas bandas era grandiosa. De pronto un par de desconocidos bajo el nombre de Luca Turilli y Alex Staropoli creaban una banda llamada Rhapsody reclutando a Fabio Lione, vocalista de la banda Labyrinth.

Lo que a continuación crearon fue simplemente una belleza de disco, con unas orquestaciones nuevas para todo mundo y un concepto por demás innovador, mezcla de música barroca, neo clásica y power metal (woow), así como el inicio de una saga llamada Emerald Sword. Para una gran cantidad de fans, es considerado el mejor disco de Power Metal de la historia (elevándolo al estatus de culto), para otros no lo es tanto, pero lo que si es un hecho innegable, es que es un pilar grandísimo para los que hoy amamos este genero, sin Rhapsody simplemente no existirían cientos de bandas hoy en día, influenciadas de su enorme legado.

Destacar alguna canción por encima de otras es un trabajo verdaderamente difícil pues un disco muy completo lleno de auténticos HIMNOS que hoy todo buen power debe conocer, temas como “Warrior of Ice”, “Rise of The Winter”, “Land of Immortals” o mi gran favorita, la joya épica y sinfónica “Flames of Revenge” hacen de este disco una delicia, un manjar exquisito y un verdadero deleite al escucharlo.

Tracks obligatorios: Warrior of Ice, Rise of The Winter, Land of Immortals, Flames of Revenge


RAMMSTEIN « Sehnsucht »

Por Josias

Lanzamiento: 22.08.1997Sello: MotorGénero: Industrial Metal

Rammstein fue creado en 1994 en Alemania y comenzó su carrera con el lanzamiento de 1995 “Herzeleid”, después de ello todo salió cuesta arriba y se han convertido en la banda de habla alemana de mayor éxito en todo el mundo. Mientras Rammstein cosechaba tempranamente sus logros llega su segundo lanzamiento denominado  “Sehnsucht”.

Lo bueno de Rammstein es que las letras en alemán realmente se suman al estado de ánimo que la banda intenta capturar. La música no es alegre, después de todo, esto es metal, y el metal generalmente tiene un estado de ánimo oscuro y espeluznante. Las voces de Till son fantásticas en este álbum y su canto oscuro y fornido, va muy bien con la instrumentación del resto de la banda.

Si bien Till es genial en todo el álbum, lo que realmente brilla en “Sehnsucht” es el trabajo de Richard y Paul. El trabajo de guitarra de estos dos artistas tiene una firma que es simplemente increíble. Cada riff es pegadizo e intenso y crean momentos de éxtasis auditivo, ya que casi todas las canciones comienzan con uno de los famosos riffs de Rammstein.

El trabajo de guitarra está en su máxima expresión en el clásico y afamado single “Du Hast”, aunque el riff es simple, es simplemente asombroso. Es motivador, contundente y muy bien adaptado. Otras canciones en las que se destacan Richard y Paul son “Tier”, “Sehnsucht” y “Būck Dich”.

Lo que hace a Rammstein diferente de muchas otras bandas de metal, además de sus letras alemanas, son sus introducciones electrónicas, que creo que fueron realizadas por el teclista Flake. El efecto también apoya el tono oscuro de las canciónes, ya que el sintetizador sube después de cada eco y al principio se desvanece en la canción. Un disco que destaca por su originalidad, y ayuda a que la banda dé pasos agigantados en su carrera.

Tracks obligatorios:  Engel, Du Hast, Sehnsucht, Buck Dich


CHILDREN OF BODOM « Something Wild »

Por Juan Hellbiter

Lanzamiento: 30.11.1997Sello: Spinefarm / Nuclear BlastGénero: Melodic Death Metal, Heavy Metal

Children Of Bodom con el paso del tiempo se convirtió en una formación muy importante en el Death Metal Melódico, su álbum debut “Something Wild” en mi opinión tal vez no es de los mejores trabajos de COB, pero este fue un parteaguas ya que este material incorporaba detalles tanto del heavy, riffs thrashers y teclados muy complejos que en esa época eran más incorporados al power metal. “Something Wild” está compuesto por 7 piezas y una duración de 35 minutos, la misma portada te daba mano y te invitaba a darle play para conocer lo que es COB.

Sin duda lo que llamó demasiado la atención por lo que aportaba en los teclados Janne Viljami “Warman” Wirman. “Deadnight Warrior” abre este trabajo un tema corto con brotes de un doble bombo muy revulsivo. “In The Shadows” es mucho más salvaje, el estruendo del bajo se puede percibir,  además una voz desgarradora brindaba ese toque de agresividad, una pieza que te hace sacudir la cabeza una y otra vez. “Red Light In My Eyes, Pt. 1” y “Red Light In My Eyes, Pt. 2” en ambas canciones el teclado es algo que destaca de una manera enorme, las guitarras transmitían un sonido lleno de potencia en cada riff. “Lake Bodom” es una pieza grandiosa de este trabajo e icónico de COB, mismo que se convirtió en una canción que no podía faltar en las presentaciones en vivo. “The Nail” es el corte más extenso de esta entrega con un comienzo algo tétrico y misterioso, lo siguiente son riffs asesinos los cuales no cesan, además tenemos unos gritos llenos agresividad. Para cerrar esta carta de presentación tenemos a “Touch Like Angel Of Death” una pieza interesante, las guitarras realizan una combinación perfecta con lo  salvaje y melódico. “Something Wild” es un álbum que hizo que el mundo se preguntará ¿quién es Children Of Bodom?

Tracks obligatorios: Lake Bodom, Light In My Eyes, Pt. 1, In The Shadows


DREAM THEATER « Falling Into Infinity »

Por Alejandro Melgar

Lanzamiento: 23.09.1997Sello:  EastWestGénero: Progressive Metal

Posicionándonos en los turbulentos años 90, Dream Theater ya había probado la revitalización del género progresivo y se encontraban jugando en las grandes ligas luego de bombazos indiscutdios como “Images and Words” (1992) y “Awake” (1994), y la constante fluctuación de movimientos musicales que se gestaba por la época hicieron que la discográfica EastWest metiera demasiado sus narices en el proceso de composición y mezcla, resultando en un álbum disparejo y que no representa la visión que la banda tenía en ese entonces, optando por canciones de enfoque más radio-friendly.

Más allá de esto, no deja de ser un discazo con canciones que pasarían a la historia y que en más de una ocasión nos deja preguntando si las intervenciones del sello habrán sido o no correctas. Temas como “Peruvian Skies”, la balada de ensueño “Hollow Years”, el perfecto instrumental “Hell’s Kitchen” o las impecables épicas “Lines in the Sand” y “Trail of Tears” no hacen más que confirmarnos el talento indiscutido de estos músicos, siendo esta placa la única que contaría con los talentos del tecladista de background más rockstar, Derek Sherinian.

Tracks obligatorios: Peruvian Skies, Hollow Years, Hell’s Kitchen, Lines in the Sand, Trial of Tears


DIMMU BORGIR « Enthrone Darkness Triumphant »

Por Oz Ga

Lanzamiento: 30.05.1997Sello: Nuclear BlastGénero: Symphonic Black Metal

Los Noruegos subían como la espuma en una cerveza recién servida, en un género que era para unos cuantos, ellos fueron un factor que contribuyó  a que salieron de la oscuridad, descubriendo a la Bestia, tal y como era. Si bien ya era muy claro el cambio desde aquella placa debut de la cual muchos nos enamoramos “For All Tid” en 1995, esta tercera placa supuso un parte aguas para unos y para otros (yo entre ellos) nos  aferrarnos a este estilo, que extrañamente se mostraba claro, nítido, perfectamente trabajado, armónico. Los más True los tacharon de traidores y vendidos. Pero a mi humilde punto de vista, este es uno de sus mejores trabajos de los Noruegos, y de este año en particular en cuanto a Black Metal se refiere.  A pesar de que ya algunas bandas incursionaban de forma más directa en otros estilos, como ENSLAVED, EMPEROR, CRADLE OF FILTH.

La producción fue otro factor determinante para que lograrán este sonido, y esa labor quedó a cargo del Sr. Peter Tägtgren, líder de los Suecos HYPOCRISY, que se lució con un gran sonido, cosa que hizo resaltar cada detalle de esta obra. La bestialidad, rabia y melancolía estaban presentes, el corazón de la maldad latía, la voz de Shagrath, tenía esa fuerza y rabia propia del Black Metal, su base musical estaba llena de melodía, armonía, cambios de ritmo muy impresionantes, pero lo que hacía una conjugación fueron esos arreglos orquestales y el teclado que resaltaban, haciendo muy elocuente cada tema, llenándolo de grandeza y elegancia a la vez, un perfecto equilibrio entre la belleza y la maldad, desde que empieza “Morning palace” con un ritmo adictivo, hasta que finaliza con ese tema denso, oscuro y lleno de maldad “Sccubus in rapture“.

Una obra de arte dentro del oscuro y bajo mundo Metal, que debe ser imprescindible para todo amante del Metal Extremo, ampliamente recomendable de principio a fin.


THE GATHERING « Nighttime Birds »

Por Sergio Mejía

Lanzamiento: 06.06.1997Sello: Century MediaGénero: Gothic Metal, Progressive Metal

Sin duda la inclusión a la banda de Anneke van Giersbergen rindió en frutos muy positivos, el cambio drástico del Death/Doom al Gothic/Doom le vino excelente a la banda y “Nighttime Birds” vendría a reforzarlo aun más. Un disco emocionante y aplastante al mismo tiempo que hermoso, si bien sigue los pasos de su predecesor, aquí la banda va tejiendo un laberinto y un remolino de emociones con cada tema, llenos de grandes riffs de guitarras, una batería que acompaña de manera sutil cada tema, unos teclados fabulosos y sin duda una voz hermosa e increíble, todo se fusiona para brillar como una estrella.

Un álbum que nos lleva por un camino de temas suaves y algunos mas intensos, los cuales exhiben el gran talento de la banda para envolvernos en su increíble atmósfera, esos coros que enganchan y pasajes musicales memorables. Temas como “Confusion”, “The May Song” o la gran “Nighttime Birds” nos brindan ese sentimiento que impregna cada nota. “On Most Surfaces”, The Earth is My Withnes” y “Third Chance” por otro lado nos llevan a una faceta mas agresiva pero sin perder la melancolía y la melodía.

Un disco que sin dudas seria el parte aguas para que la banda plasmara sus inquietudes y esa amalgama de sonido que no se puede comprar con ninguna banda, logrando ser únicos e irrepetibles y que sin dudas, irían poco a poco demostrando que iban en ascenso.

Tracks obligatorios: Confusion, The May Song, Nighttime Birds, On Most Surfaces, The Earth is My Withnes, Third Chance


HAMMERFALL « Glory to the Brave »

Por Michael Prado

Lanzamiento: 27.06.1997Sello: Nuclear BlastGénero: Heavy Metal, Power Metal

Desde su creación en el año de 1993, HammerFall supo granjearse una fama que les puso en boca de todos, por lo cual no es curioso que su primera producción discográfica fuera altamente anticipada en su tiempo, máxime con el tremendo abrebocas que fue el single homónimo, para muchos una de las más icónicas baladas del género metal.

Pero “Glory To The Brave” no es solamente la canción que lleva su nombre.  La tremenda tríada compositora del grupo para ese entonces, compuesta por el líder y guitarrista rítmico Oscar Dronjak, el batero Jesper Strömblad (quien saldría del grupo antes de la salida del álbum, cediendo su puesto a Patrik Räfling) y el cantante Joacim Cans) nos dieron canciones inolvidables como la inicial “The Dragon Lies Bleeding” (todavía infaltable en conciertos), la tremendamente heavy clásica “The Metal Age”, el himno del grupo que lleva su mismo nombre “HammerFall”, la potente “Steel Meets Steel” que te hace sentir en un campo de batalla, “Stone Cold” y su letra melancólica que combina bien con la composición tan contundente que le hicieron, y los 2 hermosos covers de “Child Of The Damned” (original de Warlord) y “Ravenlord” (concebida por los Stormwitch).  Si me preguntan por debuts tremendos en el Power Metal, en mi mente siempre estará esta belleza de álbum.

Tracks obligatorios:  The Dragon Lies Bleeding, The Metal Age, HammerFall, Steel Meets Steel, Stone Cold y Glory To The Brave (aunque vamos, todo el álbum es una joya)


MEGADETH « Cryptic Writings »

Por Alejandro Melgar

Lanzamiento: 17.06.1997Sello: CapitolGénero: Heavy Metal

Megadeth venía de una gran racha de discos clásicos durante los ‘90, con la trifecta “Rust in Peace” (1990), “Countdown to Extinction” (1992) y “Youthanasia” (1994) formando una trilogía perfecta y representante de ambas facetas de la banda hasta el momento. “Cryptic Writings” continúa la tendencia noventera de la banda ya alejada totalmente del Thrash, pero con resultados no tan efectivos como los discos anteriores.

Un álbum que contiene algunos de los clásicos que la banda sigue interpretando hoy en día como “Trust”, “Almost Honest” o “She-Wolf” (todos favoritos de los fans), rodeado de otras canciones no tan memorables que denotaban un desgaste general. Aún así, “Cryptic Writings” representa una buena fotografía del Megadeth de ese entonces y es recordado con cariño.

Tracks obligatorios: Trust, She-Wolf, Almost Honest, A Secret Place


BRUCE DICKINSON « Accident of Birth »

Por Sergio Mejía

Lanzamiento: 12.05.1997Sello: CMC / VictorGénero: Heavy Metal

Sin duda en 1992 los britanicos Iron Maiden eran ya una de las bandas mas grandes de la historia de la musica Heavy Metal, con su disco Fear of The Dark se catapultaban a niveles agigantados, sin embargo, su vocalista no estaba del todo satifecho y queria seguir su camino explorando sus propias ideas, mismas que ya habia planteado en su disco en solitario “Tattooed Millionaire” (1990). Asi que decide separar caminos de la doncella para consentrarse en su carrera, editando un muy buen disco en 1994 bajo el titulo “Balls to Picasso” el cual contrendria el que es quiza su tema mas iconico, la gran “Tears of The Dragon”.

Pero es hasta 1997 cuando edita su gran obra maestra llamada “Accident of Birth”, producido por el gran Roy Z y haciendose acompañar de su gran amigo Adrian Smith en la guitarra, el cual también se había separado de Iron Maiden algunos años atrás.

Personalmente encuentro a “Accident of Birth” un disco insuperable, casi perfecto y sin duda de lo mejor que ha grabado el gran Bruce Dickinson, inclusive mejor que muchos discos con la doncella, logrando un ensamble de temas verdaderamente potentes, llenos de un Heavy Metal con muchísima calidad pero sobre todo muy alejado de Iron Maiden y es ahí donde radica la grandeza de este álbum y su protagonista, en el desprendimiento de raíz de su banda matter, pues acá lo único similar que vamos a encontrar es la icónica voz. Desde ese gran arranque que es “Freak” hasta el gran final “Arc of Space” nos vamos a ir encontrando con una variedad de temas sencillamente increibles, “Starchildren”, “Taken The Queen” una enorme semi balada, misma que se enlaza de manera magistral con “Darkside of Aquarius”, “Man of Sorrows” “Road To Hell” y “Accident of Birth”, todos autenticos himnos de gran Heavy Metal.

Tracks obligatorios: Freak, Starchildren, Taken The Queen, Darkside of Aquarius, Man of Sorrows, Road To Hell, Accident of Birth


IN FLAMES « Whoracle »

Por Josías

Lanzamiento: 18.11.1997Sello: Nuclear BlastGénero: Melodic Death Metal

Todos los que tienen un interés apreciable en la música extrema, tienen esa banda y quizás un álbum que sirvió como puerta de entrada a lo que, quizás, se convertiría en una obsesión. Uno no simplemente se sumerge directamente en el Death Metal o aún más allá en el Brutal Death sin probar primero las delicias más ligeras y accesibles que el mundo de la música extrema tiene para ofrecer. La mayoría de las veces, una curiosidad implacable por todo lo rápido y pesado comenzará con un interés pasajero en un género de fusión, una delicada mezcla de accesibilidad e influencias extremas, no demasiado extrema para asustar a alguien a primera vista y no demasiado accesible para aburrir. In Flames, es una de las principales bandas que fueron la primera instancia para  forjar el camino interminable hacia las oscuras profundidades del Death Metal para muchos metaleros.

“Whoracle” es citado como un álbum de “Death Metal Melódico”, aunque es un poco difícil etiquetarlo como “Death Metal” de cualquier tipo. Claro, las influencias están ahí, en las voces y en los riffs, puedes escuchar elementos de algo un poco más amenazador. Pero al carecer sobre todo de las intrincadas armonías de “The Jester Race” y de la agresividad de “Colony”, la fórmula más simple de “Whoracle” lo empareja entre dos álbumes aparentemente más decididos. Fundamentalmente, “Whoracle” tiene la ventaja de que es mucho más accesible que cualquiera de los anteriores.

Lo que separa un clásico de algo meramente nostálgico es simple: la calidad es eterna. Es por eso que “Whoracle” , tanto como “Come Clarity” conservan su lugar como “más fundamental” para mí en cuestión de lo mejor del Melodeath comparando con otros discos contemporáneos que emulaban esta novedosa formula. Incluso después de años de giros repetidos, “Whoracle” todavía suena fresco, porque es un ejemplo sensato de cómo hacer una obra de arte original compuesta de influencias diametralmente opuestas y hacer que funcione, accesible pero aún completamente inimitable. Combinando accesibilidad y extremidad con un sentido de autenticidad.

Tracks obligatorios: Episode 666, Gyroscope, The Hive


NIGHTWISH « Angels Fall First »

Por Alejandro Melgar

Lanzamiento: 01.11.1997Sello: SpinefarmGénero: Power Metal

El debut de Nightwish adquiere una relevancia importante más que nada por el valor histórico y el significado en el contexto del metal sinfónico de ese entonces. Para 1997 no había muchos exponentes que practicaran este estilo con una vocalista femenina al frente (The Gathering y Within Temptation era lo más cercano), y desde el corazón de Finlandia apareció un grupo de jóvenes con ganas de llevarse al mundo por delante.

Angels Fall First” suena amateur y desprolijo, pero en él también podemos encontrar varias gemas preciosas que adornarían el género por décadas. Clásicos eternos como el medio tiempo ‘The Carpenter’ , la powermetalera ‘Elvenpath’ o las cuatro partes que conforman la épica ‘Lappi (Lapland)’ mostraban que Nightwish tendría mucho para decir en los años venideros.

Tracks obligatorios: Astral Romance, Know Why the Nightingale Sings, Elvenpath, Beauty and the Beast


IN THE WOODS… « Omnio »

Por Sergio Mejía

Lanzamiento: 14.10.1997Sello: MisanthropyGénero: Avant-Garde Metal, Progressive Metal

In The Woods… es una banda noruega practicante de un Doom Metal con influencias de muchos géneros, si bien sus primeros pasos fueron centrados más al Black/Doom es un hecho que a partir de esta magnifica pieza de arte, su camino se fue más al Doom atmosférico con dosis de progresivo y avant garde, logrando una perfecta simbiosis entre calidad, agresividad y melodía, logrando un disco que roza lo sublime.

Este punto de inflexión significo un salto cualitativo enorme, las voces limpias de Jan Kenneth Transeth son sin duda un punto altísimo del disco, pues llena de melancolía y sentimiento cada tema (escuchen Weeping Willow y sabrán de lo que hablo). Por otro lado, el talento de todos los músicos es destacable a niveles enormes, la complejidad y elaboración en cada tema te transportan a niveles insospechados y si le añadimos el gran plus que aportan las voces femeninas de Synne Larsen el resultado es sencillamente perfecto.

Difícil escoger algún tema sobresaliente en una placa que destaca como un todo, pues en cada tema encontraremos momentos realmente sublimes y de gran belleza, los violines, teclados, chelos y demás instrumentos comienzan a dar forma desde el primer tema “299, 796 Km/S” el cual es una epopeya épica de 15 minutos maravillosa. “I´m Your Flesh” continúa regalándonos momentos de extasis y con uno que otro gutural acompañado (los unos que nos encontraremos en toda la placa), “Kairos” es un tema corto que desprendo pura belleza y melancolía.

Sobre “Wepping Willow” solo puedo decir que es uno de los mejores temas que un servidor a podido escuchar en este ya largo camino por el metal (así de gigante es esta canción) y la ultima obra compuesta en 3 partes y con más de 20 minutos en su andar “Omnio-Pre-Bardo” es una obra compleja llena de virtuosismo y sentimiento como pocos.

Así que nunca es tarde para descubrir grandes discos y créanme que, si no han tenido la oportunidad de escuchar esta gran obra, aun tienen tiempo de deleitarse con esta belleza que, dicho sea de paso, se encuentra en mi top 5 de toda la historia.

Tracks obligatorios: En esta ocasión dire que es un disco que se tiene que escuchar completo, como la gran obra que es.


EMPEROR « Anthems to the Welkin at Dusk »

Por Oz Ga

Lanzamiento: 08.07.1997Sello: CandlelightGénero: Symphonic Black Metal

La invasión Noruega no daba tregua dentro del Black Metal, esta vez por parte de los no tan nuevos también EMPEROR, que ya había debutado con “In the Nightside Eclipse” en 1994. Una pieza magistral que se disemino como Pandemia en el Underground por una ejecución magnífica de puro y bestial Black Metal (uno de mis favoritos de la época), hay que recordar que ellos también pertenecían al Inner Circle, junto a MAYHEM, BURZUM y DARKTHRONE. Otro dato que considero importante es que aquí militó el oscuro MORTIS, y la ausencia de la escena discográfica, ya no es secreto para nadie, las turbulentas historias de sus integrantes hicieron que se asentarán 3 años para poder editar nuevamente su segunda placa.

Esta segunda placa considerada una pieza angular en el género, curiosamente participó Euronymus en uno de sus temas, mostrando una rabia inusual en este trabajo, lo que a gusto personal me atrae de este trabajo es que los teclados solo van creando atmósferas discretas y el protagonismo lo tienen los instrumentos, léase guitarras, bajo y batería, vaya puro y claro Black Metal, la ejecución es magistral en cada tema, hay cortes sumamente rápidos, llenos de odio y maldad, otros suena oscuros y terroríficos, perfectamente complementados con la voz de Ihsahn, incluso metiendo voces limpias que no empeñan la dureza de sus temas.

Una banda que prometía mucho, por su talento compositivo, y que dejó sus trabajos como piezas invaluables para los que gustamos de Metal Extremo.

Tracks obligatorios:  Ye Entrancemperium, Ensorcelled by Khaos, The Acclamation of Bonds, With Strength I Burn


WITHIN TEMPTATION « Enter »

Por Alejandro Melgar

Lanzamiento: 07.04.1997Sello: DSFAGénero: Gothic Metal, Doom Metal

Los inicios de Within Temptation fueron algo totalmente diferente a lo que representa la banda hoy en día. Como una de las bandas pioneras en el symphonic metal con voz principal femenina (junto a The Gathering y Nightwish), los holandeses comenzaron haciendo un gothic/doom metal exquisito y lleno de melancolía, yuxtaponiendo las dulces vocales de sirena de Sharon den Adel con los growls endemoniados del guitarrista (y pareja de Sharon) Robert Westerholt, creando esas atmósferas de “Beauty/Beast” que tan bien le quedan al género.

Piezas como ‘Restless’, ‘Enter’, ‘Deep Within’ o ‘Candles’ permanecen hasta el día de hoy como favoritas de los fans “old school” de la banda, que añoran una modernidad remotamente similar a aquellos días de pesadumbre y agonía gótica. Tal vez eso nunca vuelva, pero siempre tendremos ‘Enter’ para celebrar un periodo mágico.

Tracks obligatorios: Restless, Candles, Enter, Deep Within


DARK TRANQUILLITY « The Mind’s I »

Por Sergio Mejía

Lanzamiento: 21.04.1997Sello: OsmoseGénero: Melodic Death Metal

El sonido de Gotemburgo continua intacto en esta tercera entrega de los suecos Dark Tranquillity, aunque cabe señalar que en esta placa adoptaron algunas influencias mas doom y góticas que no tenían tanto en sus anteriores discos. Esto se ve claramente reflejado en temas como “Hedon” o “Insanity´s Crecendo”, esta última con participación femenina bastante significativa y donde la agresividad pasa a segundo término, regalándonos inclusive momentos acústicos, transición que llevarían a cabo de manera mas directa en su siguiente álbum.

Los guturales de Mikael Stanne siguen siendo el principal motor, así como los grandes momentos en los solos de las guitarras y en sus partes rítmicas, un disco que comenzaría a llenarnos de nuevos conceptos musicales a cargo de Dark Tranquillity, conceptos con los que años más tarde nos familiarizaríamos y serian una gran constante en sus placas venideras.

Dentro de los temas destacables nos encontramos con “Zodijackyl Light”, “Scythe, Rage and Roses” o “Atom Heart 243.5” además de los ya mencionados. Un disco muy interesante para los amantes del buen melodeath.

Tracks obligatorios: Zodijackyl Light, Scythe, Rage and Roses, Atom Heart 243.5, Hedon, Insanity´s Crecendo


GAMMA RAY « Somewhere Out In Space »

Por Michael Prado

Lanzamiento: 25.08.1997Sello: NoiseGénero: Speed Metal, Power Metal

A todos los Power Metaleros les consta que con “Land Of The Free” (1995), Gamma Ray se puso la cota compositiva a niveles realmente elevados, por lo cual no se le haría simple al grupo comandado por el Padre del Power Metal, Kai Michael Hansen, el lograr superar el éxito de su cuarto disco bajo el amparo de Gamma Ray, y aparte se da en ese lapso de tiempo la salida del baterista Thomas Nack y del bajista Jan Rubach.  Afortunadamente tras esto, se dio inicio a lo que conocemos como “la alineación dorada de Gamma Ray”, donde Kai fue complementado por Dirk Schlächter en el bajo (antes de ello fue el segundo guitarra), Henjo Richter a las 6 cuerdas y en la batería el portentoso Dan Zimmerman, quien vino a darle una dosis tremenda de velocidad a Gamma como jamás antes la había tenido, detalle que se vino a reflejar en lo que fue “Somewhere Out In Space”.

Y es que si hay una palabra que debe definir a este magistral álbum es esa misma: VELOCIDAD.  El tempo más que trepidante que obtuvimos para piezas inolvidables como “Beyond The Black Hole”, la homónima “Somewhere Out In Space” (que pondrá al límite las habilidades de cualquier hombre a las baquetas), el lado más heavy para composiciones como “Men, Martians And Machines” y “Watcher In The Sky”, hermosuras melodiosas como lo son “No Stranger (Another Day In Life)”, “The Guardians Of Mankind” y “Lost In The Future”, “Valley Of The Kings” que fue tan maravilloso single, la hermosa y emotiva balada “Pray”, los momentos más cercanos al progresivo en “The Winged Horse”, y el número final que es una maravilla épica intitulada “Shine On”.  No, con el perdón de “Land Of The Free”, éste grandioso álbum lo supera en todas sus vertientes bajo mi humilde perspectiva.

Tracks obligatorios: ¡TODOS!


ARTROSIS « Ukryty Wymiar »

Por Sergio Mejía

Lanzamiento: Octubre 1997Sello: Morbid NoizzGénero: Gothic Metal

Interesantísima banda polaca dentro de la escena gótica, si bien no es muy popular, este debut contiene temas realmente buenos y muy bien trabajados, y si el idioma polaco no es lo tuyo (pues este debut esta cantado en su natal lengua), existe una versión en ingles (Hidden Dimension) editada un año después que también vale muchísimo la pena.

Con claras influencias a Lacrimosa, Dead Can Dance, Bauhaus y un largo etcétera de bandas de Dark y Gothic Metal, todo mezclado con la gran voz de Medeah (Magdalena Stupkiewicz) para entregarnos música excepcional, llena de grandes violines, cellos y flautas, solos atmosféricos y grandes riffs de guitarras logrando una fusión entre la música clásica y el gótico como pocas bandas lo logran hacer. También hay que agregar que cuenta con algunas liricas muy interesantes como textos basados en el señor de los anillos, su tema “Nazgul” (es increíblemente bueno), “Epitafium”, es otro gran tema lleno de grandes cambios y un coro excelente. Y la gran canción de este muy buen disco lleva por nombre “Szmaragdowa noc” (Emerald Night en su versión en inglés) un tema que es sencillamente fascinante.

Tracks obligatorios: Nazgul, Epitafium, Szmaragdowa noc, Żywiołom spętanym

CONCEPTION « Flow »

Por Alejandro Melgar

Lanzamiento: 01.04.1997Sello: NoiseGénero: Progressive Metal, Power Metal

Años antes de que el todopoderoso Roy Khan se uniera a Kamelot como vocalista fijo por mucho tiempo, en la pequeña villa de Raufoss en Noruega ya existía la banda Conception, un ensamble de Rock y Metal Progresivo que durante buena parte de los 90 nos entregó varios discos invaluables y que se transformaron en obras de culto para su pequeño pero fiel séquito de fanáticos.

Flow” es su cuarto disco y representa la mejor faceta de la banda en composiciones sólidas, un sonido oscuro y contundente y una soberbia performance de Khan, quien se uniría a Kamelot ese mismo año poco tiempo después de la salida de este disco. Conception cesó su actividad de manera indefinida al año siguiente, para retornar 20 años después al ruedo y materializar esta reunión en lo que sería su quinto disco, el laureado “State of Deception” (que obtuvo el puesto #80 en nuestros Mejores Discos de 2020).

Tracks obligatorios: Gethsemane, Angel (Come Walk With Me), Reach Out, Cardinal Sin

HAGGARD « And Thou Shalt Trust… the Seer »

Por Sergio Mejía

Lanzamiento: 15.10.1997Sello: Last EpisodeGénero: Symphonic Metal, Death/Doom

Desde Alemania fuimos testigos del debut de esta increíble y maravillosa banda que lleva por nombre Haggard. Su mezcla de música barroca y clásica, con Doom y Death Metal comandada por su líder, guitarrista y vocalista Asis Nasseri y un total de 16 músicos (orquesta de cámara) dentro de los que destacan además de los ya clásicos (batería, bajo y teclados), sopranos, tenores, violas, violonchelos, violines, harpas, flautas, oboes, clarinetes y cellos.

Esta fusión de elementos nos entrega una mezcla que no es tan fácil definir “Symphonic Baroque Classical Doom Metal” podría ser la que mas se acerque (esa definición me la encontré en la web jeje). Pero lo que, si es un hecho, mas haya de las etiquetas, es, en definitiva, un concepto de un disfrute total, este metal con elementos orquestales como si de una obra se tratase es por demás interesante y la manera en que Haggard la lleva a cabo es sencillamente fascinante.

Dentro de esta placa nos vamos a encontrar con grandes temas, llevándonos de la música folclórica medieval a la música clásica, de ahí al Doom y continuando con el Death para después regresar al Folk, haciéndonos revivir a Vivaldi o a Mozart pero al mismo tiempo transportándonos a la época medieval y feudal en una placa fundamental en la historia de la música pesada.

Tracks obligatorios: Chapter I: The Day as Heaven Wept, Chapter II: Origin of a Crystal Soul, Chapter III: In a Pale Moon’s Shadow, Chapter IV: De la morte noire


JUDAS PRIEST« Jugulator »

Por Elena Berriel

Lanzamiento: 27.10.1997Sello: SPVGénero: Heavy Metal

Siete años habían pasado del famoso ‘‘Painkiller” (1990). En 1992, Rob Halford nos da la triste noticia de su salida de Judas para emprender su exitosa carrera de solista. En 1994, Glenn Tipton y KK Downing se reunieron a buscar nuevo vocalista y volver con Judas Priest; los guitarristas tenían una gran lista de cantantes para ocupar el puesto, y está más que claro que necesitaban una voz muy poderosa como era la de Halford. No obstante en esta lista de postulados se encontraba Ralf Scheepers, vocalista de Gamma Ray en ese momento y hoy actual cantante de Primal FearDC Cooper, voz en Royal HuntDavid Reece, vocalista de Accept en el album “Eat the Heat” (1989), entre otros.

En 1996 Judas Priest presenta a su nuevo integrante, el vocalista Tim “Ripper” Owens, un miembro de una banda que hacía tributo a Judas nombrada British Steel, en homenaje a su clásico álbum. La banda pasó página en todos sus aspectos; la tapa del disco con su nuevo logotipo, el título de la banda con letras rojas, borde amarillo y el nuevo personaje Jugulator: una bestia metalizada apareciendo de las lavas de un volcán. Las letras de los temas eran muy oscuras y nos dieron un estilo más thrashero.

Comienzos de sonidos mecánicos, estilo industrial para la homónima del disco “Jugulator”, acompañado de riffs pesados, un tema thrash donde Ripper nos regala su primer alto que nos deja atónitos. Un buen comienzo para el disco,  no es Halford pero no hay duda que eligieron muy bien al sustituto.

El álbum no tiene ganas de decaer en ningún momento con las poderosa ”Blood Stained” y “Death Row” , la voz de Ripper aún más fuerte, jugando con esos agudos y graves, y el excelente control de doble bombo en batería a manos del magnífico Scott Travis. Para luego caer con la pista más baja del disco “Dead Meat”. Por otro lado  ”Decapitate” ”Brain Dead” “Abductors” aquí empezamos a descubrir las cosas nuevas que se probaban en estas épocas, como lo fue el Groove metal. El clásico y single del disco “Burn in Hell” que se convirtió en unos de los himnos de Judas Priest; con su entrada oscura, mucha distorsión en guitarra y la voz de Owens regalándonos altos muy agudos que asimilaban a las poderosas voces de Halford y Eric Adams. El sencillo del disco “Bullet Train” que los nominó a un Grammy a la Mejor Interpretación de Metal, una pista muy pesada pero  fuera de lo clásico que conocemos de Judas.  

Llegando al final con el track  más longevo del álbum; 9 minutos de ”Cathedral Spires”, comienza como balada de un solo de guitarra acompañada de la limpia voz de Ripper, hasta que marca su grito para darle inicio a algo más heavy y pesado. Destacando todas sus facetas vocales  en esta pista se convierte en unas de las mejores del disco.

Tracks obligatorios: Burn in Hell, Blood Stained, Death Row, Cathedral Spires


Alejandro Melgar

Absoluto entusiasta del Metal en casi todas sus variantes y sub-géneros. Melómano, coleccionista de discos y experto en armar documentos, listas y rankings. La estructura me garantiza paz y organización. Amo las series, películas y estoy muy arraigado en la cultura pop, además de disfrutar la naturaleza y el aire libre. Y a pesar de todo esto, soy muy sensible.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.