RIVERS OF NIHIL – The Work (Album Review)

Por Oz Ga

Los cambios siempre son difíciles, pero necesarios, de ahí algunos dichos como “renovarse o morir”, “solo el más fuerte sobrevive” o “La vida es un constante cambio, nada es igual”, etc., etc. Y eso ha llegado también a la banda de Pennsylvania, que desde el 2009, año en el que nacieron, han venido de forma constante y evolucionando en cada trabajo que a lo largo de sus 12 años han ido editando. Esto desde mi punto de vista les ha válido irse ganando una gran cantidad de seguidores, que han ido de menos a más, así que está vez se reunieron los integrantes para ofrecernos su cuarta placa, editada este 24 de septiembre, participando en ella: Adam Biggs (WRETCHED PAIN)  en el bajo y la voz, Brody Uttley (ex DISSIAN) en la guitarra, Jake Dieffenbach como vocalista, Jon Topore (ANESTHETIZED) en la guitarra y Jared Klein (FLUB, GRINDFELD) en la batería. Sus inicios musicales se remontan al año 2010, cuando editaron su EP “Hierarchy” y para el año 20011 su segundo EP bajo el nombre “Temporality Unbound“, esos trabajos tenían muy marcada la brutalidad que era sumamente intensa, expresada a través de notas llenas de técnica y ritmos progresivos, mostrando cambios de timo abruptos, empezando a manejarse muy bien en la escena Underground.

Recordándome esas épocas a lo que hacían los primeros ATROCITY, CRYPTOPSY, ATHEIST y SUFFOCATION. Ya para su placa debut empezaron a dar un giro a su propuesta, notándose que era más limpio su sonido, como primer cambio notable, adentrándose a terrenos más técnicos y progresivos, sin perder en absoluto su brutalidad, eso fue en el año 2013 con la placa “The Conscious Seed of Light“, sin duda la producción les favoreció en gran manera ese nítido sonido que permitió escuchar su técnica endemoniada de los americanos. Al paso de los años su estilo o género musical en que hasta ahora han llegado es bastante notable desde sus primeros acordes, mi opinión personal es que han venido de más a menos en cuanto a brutalidad se refiere y de menos a más en cuanto a calidad, técnica y armonía respecta, todo un cambio muy radical, que sin duda para los amantes de lo más extremo quizá no lo puedan apreciar muy bien, sin embargo si uno es adaptable a los cambios o en su caso si eres objetivo a la hora de escuchar, se podrá apreciar la magnífica pieza que tienen en sus manos. Ahora se desenvuelven en un terreno más amplio, pero más marcado por el Progressive, Atmospheric Rock y el Progressive Death Metal, con algunos destellos Técnicos

 

Así que quienes están dispuestos a escuchar buena música, está es una gran oportunidad, de la brutalidad de la influencia de las bandas antes citadas, ahora tenemos la influencia de otras grandes bandas como ANATHEMA, PINK FLOYD, PARADISE LOST, AMORPHIS, entre otros.

Pasando de lleno a este viaje donde es posible perderse en eso ritmos tan sutiles, suaves que invitan a la meditación o relajación, incluyendo esos cambios de ritmo violentos, brutales y donde la técnica sigue haciéndose presente, empiezan con el tema “The Tower (Theme For The Work)” de forma sutil entra como un susurro, ambientado con un piano de aire melancólico y que de forma gradual se van incorporando la batería a ritmo de Rock, y un saxofón que resalta aún más la ambientación, casi es inevitable para mí recordar a la leyenda PINK FLOYD, posteriormente se forma abrupta estalla al unísono la parte Death Metal con guturales perfectamente acoplados, sólo para cegar la carga auditiva, ya que cierran de la misma manera que empezaron. Pasamos a “Dreaming Black Clockwork” el sonido de un ritmo con esencia Groove /Death y con sonidos industriales, así como sonidos disonante que logran crear distorsiones auditivas toma por asalto el reproductor, mezclado de forma homogénea con atmósferas suaves y voces limpias por breves momentos, como si reuniera el bien y el mal en un solo lugar, ¡impresionantes!. Toca el turno a “Wait”, la cual nos sumerge nuevamente en un viaje de tranquilidad, que invita a la meditación o relajación, con la voz de Jake, que susurra mientras un ritmo suave y cadencioso se desliza a ritmo de un suave Post Rock, este tema me recuerda a ANATHEMA, “Focus” llega con esos ritmos suaves, mezclados con ritmos violento y guturales, perfectamente amalgamados que suenan a ritmos placenteros y la voz de Jack más sienta para cantar, la base musical se acopla a ritmos frenéticos y suaves de forma precisa, pasando por el Rock Progresivo y el Death /Groove sin apenas sentir el cambio,

La melancolía llega de la mano de “Clean” un tema melódico, pero sumergido en el mar de la brutalidad por la aparición de ritmos brutales con coros feroces, particularmente este tema me recuerda a la metamorfosis que se empezó a dar en ANATHEMA, y AMORPHIS, donde se mezclan ambos géneros, es un gran tema que cuenta con ritmos muy digeribles que se te adhieren como sanguijuelas y te succiona tu voluntad, llevándote por ese sube y baja de ritmos. Ahora pasamos a “The Void From Wich no Sound Scape” un ritmo que maneja sonidos Djent, al iniciar el corte, y con voces suaves, para después dar paso al Groove Metal explosivo y furico, con ritmos enérgicos, mientras la voz de Jake grita con rabia, e inesperadamente desciende el ritmo, con unas ambientaciones y Rock más voces limpias, inesperados cambios de ritmo te mantienen en el filo de la butaca, pata ir de menos a más o viceversa. ¡Que locura! Debo decir que el saxofón a este tema le da un clímax imponente y muy emotivo.

“More” es el tema que regresa al pasado, bueno un poco más, a decir por esos sonidos industriales que le acompañan durante la duración, pero se desenvuelve en la zona de la intensidad brutalidad del Progresive Death, siendo a mi gusto el tema más brutal y de los más cortos. Y es que no quiero incluir a “Tower 2” que es una especie de interludio de una duración de un poco más de un minuto, basando su sonido en tiempos suaves y que da paso a “Episode” un tema que nos regresa a la melancolía del Rock y esas voces que susurran, haciéndolo más melancólico y emotivo y a la vez esos ritmos desenfrenados de un Groove Metal que rompe la tranquilidad en que se desenvuelve el corte.

Ya cerca del final, llega “Maybe One Day”, regalándonos una atmósfera muy emotiva y relajada al iniciar, la voz clara de  Jack es muy limpia y sabe sacar lo mejor de sí, acompañándolo unas acústicas a buen ritmo de Rock, y cuando menos lo piensas entran algunos destellos de intensidad de guitarra distorsionada que resultan la parte emotiva, todo un viaje a las profundidades de tu ser. Y para cerrar tenemos “Terrestria IV Work”, el tema más largo de este trabajo, nada más 11 minutos, considero que es uno de los temas más ricos en estilos y por ende en cambios de ritmo, pasando libremente por el Atmospheric Rock, Progressive Death, Alternative Metal y un poco de Industrial Metal, todo acomodado de tal manera que te lleva por una montaña rusa de ritmos y matices que hacen impredecibles los cambios, y que sin embargo mantiene el interés vivo en cada escuchada.

Si bien es un notable cambio en la propuesta de la banda, puedo concluir que ha valido la pena hacer este viaje de acordes y ritmos, han evolucionado a otro campo, pero siguen tan ingeniosos en sus composiciones como siempre.


Sello: Metal Blade Records
Lanzamiento: 24 de Septiembre de 2021
Género: Progressive / Technical Death Metal / Atmospheric Rock

RIVERS OF NIHIL - The Work

El regreso de la banda americana viene totalmente renovada, cambiando su dirección musical hacia terrenos menos intensos y más llenos de melancolía, a través de atmosferas y ritmos de Rock, otorgándonos un disco bastante interesantes lleno de varias capas y matices.
8.4

Producción

9.5/10

Composición

8.0/10

Replay Value

8.0/10

Valoración Personal

8.0/10

Oz Ga

Amante del Metal en sus Múltiples Variantes, empezando a escuchar Metal desde la Gestación, y que considera el Metal parte Esencial de la Vida.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.